¿Qué significa soñar con zombies?

Los zombies o zombis son muertos vivientes, cuerpos sin alma, que según creencias populares han sido traídos a la vida de entre los muertos mediante magia negra realizada por hechiceros o brujas.

Soñar con zombies
Soñar con zombies que nos atacan y persiguen indica que los problemas y las preocupaciones nos están consumiendo
Soñar con zombies hace referencia a nuestras emociones, sugiriendo que nos sentimos esclavos de la sociedad, no hallando nuestro lugar en el mundo, por lo que se relaciona íntimamente con el significado de soñar con prisión.

Convertirse en zombi
Soñar que nos convertimos en zombies señala que nuevas relaciones aparecen, pero no aparentan lo que realmente son
A continuación analizaremos algunas posibles interpretaciones de soñar con zombi.

  • Soñar que somos zombis

    quiere decir que hemos pasado por situaciones dolorosas que nos han hecho más fuertes. Muchas veces estos los cambios radicales de actitud pueden ser vistos por los demás como indiferencia, insensibilidad o apatía, por lo que tendemos a ser juzgados y recriminados. Pero no nos preocupemos por el qué dirán, ya que cada quien reacciona diferente ante mentiras, engaños o la muerte de algún ser querido, y le hace frente a la realidad de distinta manera. También puede relacionarse con el cansancio y la fatiga que experimentamos tras repetir una y otra vez las mismas actividades. Debemos modificar nuestra agenda y adaptarla según nuestras necesidades, de lo contrario no rendiremos correctamente en nuestro trabajo o en nuestros estudios. No somos máquinas ni robots, por lo que un descanso o unas vacaciones nos ayudarán a despejar la mente.
  • Soñar que nos atacan zombis o nos persiguen muertos vivientes

    advierte que nos estamos dejando consumir por los problemas y las preocupaciones. Tengamos en cuenta que, lamentablemente, no podemos tener todo bajo control pese al gran esfuerzo que hagamos. Debemos aprender a tomarnos las cosas con más calma y darles la importancia que verdaderamente tienen. No nos ahoguemos en un vaso de agua; de ser necesario recurramos a nuestros seres queridos para que nos aconsejen. La interpretación del sueño sugiere que nos encontramos atrapados en un entorno que nos perturba y nos irrita, por lo que su significado suele asociarse al de soñar con ser perseguido.
  • Soñar que nos convertimos en muertos vivos

    indica que alguien intenta ocupar el lugar de una persona muy especial para nosotros. Esta persona se muestra muy amable y servicial, pero no expone sus verdaderas intenciones. Debemos cuidar y alimentar constantemente los vínculos con la gente que amamos, caso contrario corremos el riesgo de perderla para siempre.
  • Ver que alguien conocido es un zombi en los sueños

    simboliza la ruptura emocional con esa persona. Seguramente hemos compartido experiencias placenteras y únicas a su lado, pero ocurrió un acontecimiento que nos separó de ella. Este sueño hace alusión al inicio de una nueva etapa, donde nuestro círculo social se expandirá notablemente, así como también nuestra visión del mundo. Hay veces en las que es necesario despedirse de alguien para crecer.
  • Soñar que matamos zombis

    señala que el deseo de superación es mayor que los obstáculos. Somos conscientes que para lograr un sueño, para alcanzar una meta, es inevitable sacrificar algo, y estamos dispuestos a hacerlo con tal de cumplir nuestros objetivos. El significado del sueño representa nuestro poder interior y la capacidad para solucionar problemas.

En términos generales, soñar con zombis hace hincapié en nuestros sentimientos, que dependen principalmente del entorno que nos rodea. El aislamiento que nos conduce a la soledad y a la depresión, puede ser generado por nosotros mismos, porque nos negamos a aceptar a las personas como son o porque aborrecemos la sociedad en la que nos tocó vivir.

Muertos vivientes
Soñar que matamos muertos vivientes hace referencia a nuestro deseo por cumplir nuestros objetivos a toda costa
Soñar con zombies nos invita a reflexionar sobre lo que verdaderamente sentimos y lo que queremos para nuestro futuro. No somos muñecas o marionetas, tenemos derecho a emitir opinión y a ser escuchados.